jueves, 8 de octubre de 2009

LLEGANDO A TOKYO

Seguro que os vais a reír, seguro.
Todo iba perfecto hasta que embarcamos en Paris para Tokyo y nos dan los peores asientos del mundo, vamos al lado del water, os podéis imaginar las doce horas con esas cisternas y cola de mujeres meonas con sus culos escurríos en mi cara.
Pues ahí estábamos cabreados de porque había sido así cuando me percato que la culpa es nuestra y solo nuestra porque habíamos visto el avión al revés, total que detrás nuestra si que estaba la salida de emergencia, pero a nuestra espalda o-O
El resto del viaje bien. Aunque el aterrizaje fuera muy largo y terminamos todos con nauseas.


Luego el tren hasta Uneo que suele durar 56 min se convierten en 3 horas super apretados y mas empujando...porque había habido no se que problema.

Hoy estamos reventaditos, hasta el suelo me da vueltas pero con dormir se arregla.

Edito para decir que el aterrizaje fue de pena porque en ese preciso momento estaba pasando el Tifón por Tokyo y cuando cogimos en tren el Tifón había estropeado algo que hizo que los trenes se pararan.

2 comentarios:

Laura dijo...

Menos mal que habeis llegado bien, ahora mismo estaba buscando noticias de alli porque esta mañana me han dicho que teniais un ciclon encima.

Besis y a descansar!

Mamicari y Papicari dijo...

Bueno, tened en cuenta ese detalle a la hora de la vuelta. Disfrutad mucho.