martes, 22 de septiembre de 2009

Y DE BEBER PONGAME ALBONDIGAS

Siempre va a parecer que no le doy de comer a mi hijo, pero no es así.
Mientras le hacia la cena le dimos piquitos para que fuera cogiendo paté (que le encanta), como no era muy eficaz en el primer despeste empezó a meter la lengua y en el segundo despiste la mano, hay un videa como prueba que dejaremos en el recuerdo familiar jajaja.

El titulo de la entrada es una famosa frase de Homer.


Lilypie Segundo Ticker

1 comentario:

Los Zupes dijo...

jajaja, menudo animalillo!!!!